Psicofonías

(algo así como el blog de Psicobyte)

Metamorfismo

Una roca sedimentaria tarda mucho tiempo en formarse.

Minúsculas capas de tiempo se van acumulando, una sobre otra, hasta formar un solo cuerpo.

Estas capas no son siempre idénticas, de modo que las rocas no tienen por qué ser coherentes: A veces, el grano es más fino, otras es más grueso. En algún estrato, un fósil, recuerdo de un instante geológico pasado, puede conservarse como un tesoro de la memoria.

Pero hay veces en que, si sometes a la roca a la suficiente presión durante el suficiente tiempo, esta cambiará definitivamente (Esto se llama metamorfismo).

Las capas de tiempo que formaron los estratos pueden llegar a borrarse. Los instantes de memoria de los fósiles, a desaparecer completamente.

Esa presión es la diferencia, por ejemplo, entre la roca calcarea y el mármol. La nueva roca será más dura, más densa, más impermeable, más fría.

Pese a que su composición básica (su esencia más profunda) sigue siendo la misma, la presión hace que la roca cambie completamente. A costa de perder muchas de las características que la definían, gana otras nuevas. A primera vista, podría ser una roca completamente distinta a la original. Pero es la misma, solo que cambiada.

En realidad, las rocas son muy parecidas a las personas.

(10063 visitas a este artículo)
PCMS 2004